7 de Diciembre de 2014

¿Y a la segunda?

Cartas al director

He leído algunas cartas publicadas en esta sección y me ha gustado sentirme acompañado. He estudiado, me he desesperado, me he alegrado, me he sentido satisfecho, luego me he vuelto a desesperar. Leí en una de estas cartas que esto era como un carrusel con subidas y bajadas, con tramos peligrosos y otros más reconfortantes. Miles de horas  y páginas después -¿por qué no las conté?- llegó el examen y con él, las noches sin dormir, los repasos interminables, las dudas, los problemas estomacales -sumados a los de mi maltrecha vista-, la falta de atención a familia y amigos… Todos o casi todos confiaban en mí. Todos creían que iba a aprobar. Yo también. Nuestra decepción es difícil de explicar. Aun así, ahora que ya me he lamido mis heridas, que he tenido tiempo para desesperarme, para reírme de mí mismo, para pensar en lo tonto que he sido. Ahora que todo el mundo sabe que suspendí, que fracasé, que no lo logré… Ahora, y más que nunca, ¿qué tal si lo vuelvo a intentar? Un empleo para toda la vida, la posibilidad de una carrera profesional de verdad, un salario justo o al menos cercano a la realidad, horas para perfeccionar mi trabajo, formación auténtica, la posibilidad de ayudar a los demás a través de los servicios públicos… ¿Por qué tirar todo por la borda por un suspenso? ¿Quién dijo miedo?

S.A.A., Madrid

7. La contra

“No me gusta el término ‘nini’: no define a la juventud actual”

Javier Dorado Soto, Director General del Injuve Javier Dorado encara ...

5. Actualidad ADAMS

ADAMS English Course: Are you ready?

Conscientes de la creciente importancia de un perfecto dominio del in...

5. Actualidad ADAMS

Editorial más productiva en Educación

Según el I Informe sobre la Edición Académica 2017 elaborado por el...